domingo, 18 de marzo de 2012

Galleta suiza con queso gorgonzola al cava.



Soy una amante de los quesos. He vivido muchos años en San Sebastián, tan cerca de Francia que es imposible no haber crecido probandolos de diversa clase y sabor. De pequeña, recuerdo los viajes a Biarritz para comprar cosas que en España aun no se conocían, chocolates diferentes, sabrosas mantequillas, y por supuesto queso.

Hoy en día, pese a que podemos encontrar un poco de todo en cualquier lugar, sigo haciendo mis incursiones francesas en busca de novedades en estas materias, y también para comprar los petit pois, o guisantes, de una finura que solo encuentro allí.

Este queso gorgonzola es un queso italiano, y el otro día me lo presentaron en mi tienda Gourmet de la que ya os he hablado varias veces. Me lo mostraron sobre esta delicada galleta que veis.




Es una galleta de Cóctel suiza producida en el barquillero y que nos ofrece Werner y Andreas Hug; ellos son la cuarta generación que dirige la empresa familiar HUG fundada en 1877 en Lucerna. Estas galletas me han parecido todo un descubrimiento, y se me ocurren un montón de cosas con las que las puedo acompañar.

No hace demasiado tiempo estuve en Lucerna, ciudad encantadora, y aun no entiendo como no las encontré a ellas, o ellas me encontraron a mí. Quizá con la mirada perdida en el horizonte de su gran lago, o embaucada por las caprichosas fachadas y callejuelas de cuento, ignoré la galleta más deliciosa que hasta ahora he conocido.




Ingredientes: galletas Hug (en tiendas gourmet) queso gorgonzola, y cava, champagne o cualquier espirituoso que se os ocurra. Batir!. A mi lo que me gusta es el champagne...y poco más.




Recientemente conseguí que me gustara algún vino. Siempre había asistido desolada al ceremonial de las degustaciones diversas en cenas o comidas, en un papel tan pasivo como frustrante.

Venía escuchando impasible los sofisticados diálogos alrededor de una copa de vino contemplando los elogios,  y análisis gustativos de los demás, y pese a mi determinación por entrar en ese club del mimado paladar, aun no he conseguido demasiados progresos.

Me he aficionado a algunos vinos blancos y en Suiza tuve un grato encuentro con un vino tinto de la variedad de pinot noir. Pero por ahora mis favoritos se cuentan con los dedos de una mano. Siempre pienso.....lo que me estoy perdiendo!

Hoy me quedo con este vasito de queso....



Este canapé, ha de servirse así, sin montar, con el queso en un pequeño recipiente individual y las galletas de coctel a su lado, para que cada uno se sirva. Son unas galletas muy finas y delicadas y la permanencia de su textura una vez se encuentra con el gorgonzola es muy fugaz.



A mi me ha encantado el mix conseguido por los productores de este queso de gorgonzola, y creo que no me voy a molestar en experimentar.  Pero si no conseguís encontrarlo, o queréis inventaros nuevas variantes de queso y alcohol.... estaré encantada si superáis esta mezcla y me lo hacéis llegar.






4 comentarios:

  1. Delicioso aperitivo y deliciosa entrada. Alimentada me encuentro ya

    ResponderEliminar
  2. Que delicia¡¡¡ se me hace la boca agua, todo un lujo y con esas fotos que son una tentación.......

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me uno a ti a la afición por los quesos, la mía por sangre francesa, no puedo pasar sin ellos:) Buen aperitivo!

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...