martes, 30 de abril de 2013

Pastelitos de chocolate de fresa. Receta.



No recuerdo el día que descubrí el chocolate en gotas de color rosa y con sabor a fresa, pero desde entonces llevo pensando en hacer estos pastelitos de chocolate y fresa.

Los imaginé como pequeños bizcochos, cuadrados, de cacao, y rellenos de una crema de merengue. Los dibujé, pensé en ellos varios meses, y por fin encontré el momento ponerme manos a la obra.



Se pueden servir tras una comida o una cena como "petits fours". Los Petit Fours son pequeños bocados dulces que se sirven para acompañar el café, suelen ser de reducido tamaño y se presentan con una decoración muy cuidada.

Su origen lo encontramos en la cocina francesa. Significa literalmente "pequeño horno", pero en realidad viene a significar horno lento... una expresión similar a nuestro "a fuego lento". Y ello porque los pasteleros los empezaron a crear horneando pequeñas pastas, o bizcochitos usando el calor remanente del horno después de haberlo apagado.




Yo suelo hacerlos también de esa manera... normalmente tras hornear un bizcocho para una tarta, Cuando se ofrecen petits fours, se hacen variados, a mí me gusta combinar al menos dos o tres. Estos bizcochitos admiten perfectamente la congelación. No es necesario prepararlos expresamente para una comida o una cena, aunque sí será necesario completar su elaboración en el día, en éste caso con la cobertura recién hecha.

En los restaurantes de cierto nivel son ya un imprescindible. A veces es una lástima porque no consigo apreciarlos. Llegan después de una copiosa cena con dos postres y un pre-postre. Quien piense que en estos sitios donde se come muy pequeñito y muy vanguardista uno acaba con hambre, está muy pero que muy equivocado.




Ciertamente invitan a la tertulia, pues en torno a esta delicia de pastelitos lo que procede es hacer tiempo charlando de lo uno y lo otro hasta que de nuevo apetezca seguir comiendo.



Bizcocho: Nos sirve cualquier bizcocho de chocolate, el que mejor os salga o el que más os apetezca, yo utilicé una receta a base de chocolate en polvo, huevos, mantequilla y harina que podeís ver AQUI




Empleé un molde de Lekue de silicona que tiene esas formas pequeñas ideales para este tipo de pastelitos. Luego preparé un merengue con mantequilla cuyo sabor y textura me encanta y los rellené insertando en la parte de abajo una boquilla de Wilton del nº 230, es especial para estas cosas, y con la ayuda de la manga pastelera. AQUI tenéis la receta de la crema.




A continuación fundimos las gotas de chocolate de fresa ( las venden en tiendas de material de repostería ) en un cazo a fuego muy lento, con un poco de nata líquida, y procurando que no supere los 30º de temperatura. Yo tengo un truco para bajarla cuando veo que se calienta en exceso... añadir más gotas de chocolate.. eso enfría la mezcla. La cantidad de nata varía en función de la cantidad de chocolate, pongamos que represente un 30%. Pero va a depender de lo espesa o suave que deseéis la cobertura.




Ya solo queda aplicar el chocolate sobre los pastelitos como si cubriéramos una tarta. Con cuidado y con tranquilidad. Luego los dejaremos enfriar para que la cobertura endurezca, y un poco antes aplicaremos los crocs de azúcar plateado para darles el toque final. 




20 comentarios:

  1. Qué rico!! Me has dado una idea ya que a mi hijo le chiflan las panteras rosas, así que me llevo tu receta!!

    ResponderEliminar
  2. Beatriz excelentes. Peñalba y Ovetus te van a demandar ante el T de la Competencia. Has clavado los de ellos. Jeje. Bss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No me fastidies!! y yo que me creía la mar de original!! habrá que pasarse por allá y catarlos ;) Besos guapa!

      Eliminar
    2. Bea, has sido super original!! no tenías porqué conocerlos, bsss por cierto la presentación es super delicada, bssss

      Eliminar
  3. Beatriz...me encanta la idea....me la llevo y la hago en la próxima celebración!
    Gracias y besos!
    Gemma

    ResponderEliminar
  4. que pinta!!!! me comeria 3 o 4 ahora mismo!
    besos guapa!
    Carla

    ResponderEliminar
  5. ¡Hola Bea! me estaba encantando tu dosertación sobre los restaurantes !! cuentanos más por favor!! coincido contigo en que a veces la cantidad de platos hace imposible degustar todos ellos como merecen.

    Quiero decirte que estos petit fours me han tocado la fibra golosa que me domina y voy a prepararlos en casa este fin de semana. Te cuento. Gracias por compartir una receta tan deliciosa!! Besos!

    ResponderEliminar
  6. Buff que delicia :), se ve delicado e irresistible, esa cobertura tiene que ser una delicia, por aquí no la he visto nunca a ver si la encuentro y los pruebo, un besito guapa

    ResponderEliminar
  7. Fíjate que en Peñalba (en tu ciudad natal) comí algo muy, muy parecido ;-P te han quedado de fábula, mola recuperar recetas de las grandes pastelerías.

    ResponderEliminar
  8. En la pastelería Peñalba, de tu ciudad natal comí algo parecido el sábado, mola recuperar recetas de las grandes pastelerías :-P

    ResponderEliminar
  9. Hola Beatriz, eres una artista¡¡. Pensamos que no hay en España un blog hecho con tanta profesionalidad, calidad, esmero, cariño y gusto como el tuyo. Saludos desde Apanymantel.com.

    ResponderEliminar
  10. Que bonitos se ven , lo que no entiendo y te envidio es que te puedas resistir a probarlos. Que entereza

    ResponderEliminar
  11. Que monada, me encantan y en esos platos más. Bss.

    ResponderEliminar
  12. Que propuesta tan deliciosa, Beatriz y que presentación tan espectacular y delicada, me encanta. El toque rosa del chocolate es para morirse de preciosa, te la copio, ahora tengo que buscar el chocolate sin falta :)))

    un besazo y feliz semana

    ResponderEliminar
  13. Qué ricos!! me has dejado intrigada con el chocolate sabor a fresa... a ver si investigo :):)!!

    Muaksss

    ResponderEliminar
  14. Me rechiflan, qué maravilla!!! Te quedaron preciosos y no pueden resultarme más apetecibles!!! Me encanta tu "vicio caro"... El mío, los cursos de cocina...Buf!!!

    ResponderEliminar
  15. Beatriz, te ha quedado unas fotos que solo invitan a comerlos.
    me quedo de seguidora que no te tenia fichada. besicos

    ResponderEliminar
  16. Beatriz los petits fourts que divinos que son y tu receta de estos bocados es sublime y un final de comida para compartir eternamente.
    Me alegro mucho por el triunfo de los hermanos Roca y seguro que disfrutaras mucho en agosto.No me perderé tu crónica de ese día.
    beso

    ResponderEliminar
  17. Beatriz, lo de las dos plazas libres para la mesa de Can Roca me ha dejado conmocionada. Solo he ido una vez, pero creo que no podré olvidarlo. Es de ese tipo de sitios que nunca se borran. Además, al final de la comida, estuve en la cocina y casi me da algo. Creatividad en estado puro en torno a la pastelería. Una auténtica gozada. Besitos.

    ResponderEliminar
  18. Me encanta tomar algo dulce con el café después de comer y por eso muchas veces me "guardo" el postre y no lo tomo hasta que tengo el café delante de mi. No sé porque lo tienen que servir todo por separado.
    Y desde luego aunque no los hayas degustado tienes unas pruebas inmejorables de lo buenos que estaban. Tendrás que volver a hacerlos para disfrutarlos, ¡te lo mereces!
    Un abrazo
    Cristina

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...