martes, 7 de mayo de 2013

Cucharitas de puré de patata, trufa y yema. Receta.


Este es un aperitivo facilísimo y muy rico con ingredientes que entre sí combinan fenomenal como es la patata, la yema de huevo y la trufa negra rallada. Si tenemos trufa congelada, yo suelo hacerlo así porque dura más tiempo y la tenemos a mano para incorporarla en cualquier momento a un plato o a cualquier elaboración con la que combine bien.





Se trata de preparar un puré casero de patata y dejarlo templar. Tras elaborarlo lo introduciremos en una manga pastelera y lo reservamos.
El objetivo es crear una forma parecida a la de los merengues y adornarla con el toque de trufa y un punto de yema caliente.



Ingredientes:



  • 400 g de patatas.
  • 250 cc de leche.
  • 40 g de mantequilla.
  • Nuez moscada.
  • Sal.
  • Trufa negra (yo la tengo congelada).
  • 2 huevos.



Preparación:

No creo que sea necesario que os explique cómo se hace un puré de patata... pero os voy a contar como lo he hecho yo porque he utilizado la Thermomix que va fenomenal. Con la mariposa en el vaso introducimos las patatas, la leche, la sal y la nuez moscada y programamos 20 minutos, 90º, velocidad 1.



Al finalizar, retiramos la mariposa, y trituramos a vel 6/9 progresiva durante 2/3 minutos. Pasamos el puré a un bol para que se enfríe y posteriormente lo introducimos en una manga pastelera, con una boquilla tipo nº1 de wilton. Reservamos.




Esperamos un par de horas. En el momento de servir, casi diría yo, con los comensales en la mesa, hacemos dos huevos fritos a la plancha, descartamos la parte de las claras y con una jeringuilla absorvemos el líquido de la yema.




Aquí además se trata de conseguir el contraste aunque sea efímero entre la patata fría y la yema caliente. Yo le he puesto sólo un poco, pero podéis aplicar la cantidad que os apetezca. Antes de proceder con los huevos habremos colocado el puré en las cucharitas y a continuación rallamos un poco de trufa y finalmente aplicamos con cuidado la yema.

Servimos de inmediato.




28 comentarios:

  1. Bea es genial!! yo publicaré por la tarde bsss

    ResponderEliminar
  2. Bea, me quito el sombrero ante tí. Si yo "lo di todo en aquella sesión de twitter" tu lo has hecho con tu aportación al #díadelpurédepatatas porque, nena, vamos a ser sinceros (o sinceras, mejor dicho), con estas cucharitas has elevado a la categoría gourmet (que es lo tuyo, y si anda por ahí algún despistado que lea bien el nombre del blog) un humilde puré de patatas.

    Me has dejado ojiplátca y boquiabierta (me encantan estas palabrejas,jaja).

    Bss

    ResponderEliminar
  3. Bea... Me dejas KO. Esta también puedes presentarla si quieres a nuestro Desafío de Recetas Sanas. Un saludo. Inma

    ResponderEliminar
  4. Y tanto que gourmet¡¡¡¡ No te imaginaba haciendo nada distinto que este aperitivo de lo mas chic. Ayyy como os lo pasasteis. Me llevo la idea. Bss

    Virginia "sweet and sour"

    ResponderEliminar
  5. Fabuloso!! Gourmet y todo un lujo... y buenísimo!!

    Besos!

    ResponderEliminar
  6. Esto es una presentación gourmet, y lo demás son tonterías!

    Has convertido un 'sencillo' puré de patatas en una delicatessen!

    Besos!

    ResponderEliminar
  7. Bea, ¡es lo que yo digo!, cualquier cosa que preparas lo transformas en un bocado gourmet, ¡me encantan estas cucharillas!, el puré de patatas se viste de gala, impresionante, Un besito

    ResponderEliminar
  8. qué cosa más chic y apetitosa!!!
    besos

    ResponderEliminar
  9. Tu lo has dicho tiene tu toque gourmet

    ResponderEliminar
  10. Un puré muy sofisticado,me gusta....Besets..

    ResponderEliminar
  11. Yo internacional y to haciendo puré con jeringuillas ... será porque las patatas del logo tenían cara de endrogadas??? :-)
    No me he leido el post, al igual que a tí me daba pereza :_DDDDD

    ResponderEliminar
  12. Si que ha quedado gourmet si.
    Aunque te diré que con las salchichas me salva de muchas eh?
    Besazos.

    ResponderEliminar
  13. SUPER!!!!!!! desde luego eres una gourmet total!!!..vaya cucharitas te has marcado guapa!!
    A mi la verdad es que un puré con patatas me resulta súper sexi ;)..pero desde luego nunca elegante como tu propuesta!!!!!
    Feliz día del puré!!! besitos!!!

    ResponderEliminar
  14. Qué cucharitas más apetecibles Beatriz, dignas de la mejor mesa!!!
    Me gusta mucho la idea de dar el protagonismo que se merece a un plato tan maravilloso como el sencillo e irresistible puré de patatas!!!

    ResponderEliminar
  15. Menudas cinco os habéis juntado... como para resistirse ninguna iniciativa a vosotras!!! Al final voy a tener que enfrentarme a twitter y abrir una cuenta! Una receta genial... muy tuya, es decir, dando una nota glamourosa a un sencillo puré de patata. Un beso

    ResponderEliminar
  16. Qué cucharas más ricas! No solo por el sabor, sino por el contraste de colores.

    Y perdón! sí, te tengo un poco abandonada! ains, no puede ser... pero es que casi no tengo tiempo ni para las entradas de mi blog, así que visitar a otros a veces es misión imposible! pero bueno, un mensaje de vez en cuando no hace mal, no? jaja

    Besos,
    Bea de Bocados Divinos

    ResponderEliminar
  17. Fuera de serie estas cucharitas !!!!
    Besos
    Miguel
    lareposteriademiguel.com

    ResponderEliminar
  18. ¿Que si quedan monas? ¡Más que monas! Monísimas, elegantes, sencillas, minimalistas, pero eso sí, con un toque glamouroso que solo la trufa le puede dar a la humilde patata.

    Tú fíjate la que lió Carmen aquel día, así que ahora que ha podido comprobar cómo le ha seguido la gente en su iniciativa, miedo me da pensar en lo que puede estar rondando por su cabeza. Pero a mi me encanta. Las buenas ideas generan movimiento, imaginación, creatividad. Así que vamos a por ellas.

    Me alegra ver que has hecho el puré en la tmx, al igual que yo, y se puede apeciar mucho más claramente lo fino y suave que queda, y para nada pastoso, ¿verdad?

    Y vaya semana aquella, ¿verdad? Creo que tardará mucho en borrarse de mi recuerdo porque fue muy especial. Y además, pude ponerte cara y voz.

    Besos.

    ResponderEliminar
  19. Beatriz unas cuchararitas más que apetecibles, divinas y con este toque de la yema del huevo caliente y el aroma de la trufa,enamora a cualquiera¡¡
    beso

    ResponderEliminar
  20. No se puede decir mucho más de esta elegante idea, las fotos lo dicen todo. Besos!

    Ana

    ResponderEliminar
  21. Que sencillo, que buena presentación, una maravilla. Yo no me enteré de la iniciativa porque aún estoy verde, eso si, veía puré de patas por todos los lados... Ayyy a ver si me centro y me reconcilio con el Twitter . Un beso!
    http://hechoenlapropiete.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  22. Tan sólo puedo poner un "pero" a estas cucharillas, y es que yo no podría tomar sólo una, seguro que arramplaba con toda la bandeja, je,je. Me chifla el puré de patatas y si encima va aromatizado con trufa ya alcanza lo sublime.

    Bss

    Elena

    ResponderEliminar
  23. Bea estas cucharas lo tienen todo!! Han de estar de muerte, bonitas, bien condimentadas, chics, diferentes, todo! me encnatan y también me llevo tu idea. Lo de la yema me ha encantado. Bss y buen finde!

    ResponderEliminar
  24. Genial tu propuesta. Lo de la trufa negra congelada me lo tienes que explicar en persona y el toque de la yema con la jeringuilla me ha parecido absolutamente genial. ¡Qué rabia me da no haber podido presentar nada, pero ha sido materialmente imposible! Besazos.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...