martes, 21 de mayo de 2013

Tarta de chocolate blanco en capas, con cobertura rosa. Receta.


Si yo fuera niña y pidiera como deseo una tarta de princesas, imagino que pensaría en ésta. Marta, que ya está empezando a ser una niña muy popular a costa de las continuas referencias de su mamá, cumplió 9 años la semana pasada. 

Por cuestiones de agenda nos resultaba imposible celebrar su cumpleaños como Dios manda, así que qué menos que prepararle una tarta super estupenda para que soplara las velas.
Bueno... la vela.... que me pareció tan ideal que la compré pensando en ella hace, ya más de dos meses, en  una tienda preciosa en Arties.




Aunque parezca mentira, esta tarta se prepara en un plis plas. Está rellena de dos capas de chocolate blanco, y la cobertura es de mantequilla y merengue; la he hecho ya mil veces. 

El color rosa era un imperativo. Se lo debo. Hace cosa de una año le prometí, sin pensarlo demasiado, que iba a pintar su dormitorio de rosa. Concretamente de Rosa Lolipop, un color que la niña fichó rápidamente en una tienda de decoración, en un despiste mío...

No os imagináis lo avispada que es mi Marta. Y cuanto más años cumple, la cosa se va en aumento. 




La última vez que me lo reclamó, ya todas mis disculpas agotadas, le puse fecha para quitarme el asunto de encima y le prometí que lo haría para su cumpleaños.

Pero el tiempo pasa volando y las paredes del dormitorio de Marta siguen a día de hoy de color beige muy muy claro. Totalmente anodino para una niña pequeña. Así que la semana pasada volvió a reclamarme muy seria el asunto de la habitación y el rosa Lolipop.

Consciente de que no iba a cumplir ni de lejos, me presenté con esta tarta tan coqueta y renové mi promesa... esta vez para el verano. Ay Señor!!




Os lo voy a explicar despacio para que podáis usar esta tarta de emergencia si os veis en una parecida. El resultado tiene efecto sedante e hiponótico. Por lo menos durante esa tarde, la tarta será lo único importante en esas pequeñas cabecitas.

Ingredientes:

- 3 huevos.
- 100 g harina Santa Rita especial Repostería.
- 150 azúcar.


Para el relleno:

- 1 tableta de chocolate blanco Nestlé postres.
- 100 g de nata 35% mg.





Para la cobertura:

- 3 claras de huevo.
- 170 g de azúcar.
- 250 g de mantequilla punto pomada.
- Colorante rosa.




Preparación:

Necesitamos un molde pequeño, de 16 cm de diámetro. En la Thermomix montamos la claras a punto de nieve en vel 3 y medio, a temperatura 50, y durante 4 minutos con la mitad del azúcar. (acordaros de poner la mariposa). Luego incorporamos las yemas, y mezclamos unos segundos a vel 2. Añadimos el  resto del azúcar y la harina en tres veces. Lo vamos batiendo todo a esa misma velocidad.

Lo vertemos en el molde previamente engrasado y lo horneamos 40 minutos aprox a 180º. Probad con la aguja y cuando salga limpia estará listo.

Dejamos enfriar el bizcocho sobre la rejilla y luego lo cortamos en dos capas. 

Para obtener el ganache de chocolate blanco, basta con calentar a la vez el chocolate y la nata en un cazo a fuego muy bajo y sin para de remover.

Rellenamos el bizcocho y lo dejamos reposar hasta que el chocolate haya solidificado un poco. Luego, retiramos con una espátula el chocolate que haya podido derramarse por el bizcocho.

Para evitar que esto suceda podemos hacer a la inversa y esperar a que el chocolate enfríe antes de aplicarlo.

Montamos las capas y cubrimos con la crema de matequilla cuya receta es uno de mis básicos de repostería. También la hago con Thermomix porque me resulta muy fácil.




Ponemos en el vaso con la mariposa el azúcar y las claras. El vaso tiene que estar muy limpio y seco para que monten bien. Programamos 4 minutos a 50º, vel 3 y medio. Y luego quitamos la temperatura y  dejamos otros 4 minutos a la misma velocidad.

Esperamos que se enfríe el merengue para que no haya contraste de temperatura con la mantequilla. Será cosa de 5 o 10 minutos. Ponemos la thermo a velocidad 4 y comenzamos a incorporarla en trocitos, hasta que esté bien integrada. La pasamos a un bol, y la tintamos con una puntita de colorante rosa, yo he usado el de Wilton. Removemos hasta que quede un color homogéneo.

Pasamos a la nevera para que no esté tan líquida y se pueda aplicar con más facilidad. Para aplicar a la tarta bastará con media hora. Para los adornos con manga pastelera, pasaremos la crema a la manga y la dejaremos algo más de tiempo.

Si por un casual en el proceso de enfriamiento se os corta la crema. No hay problema!! la agitamos bien con unas varillas y se recupera perfectamente.




La forma de aplicar la crema sobre la tarta es muy sencilla primero lo hacemos con una pequeña cantidad para sellar las migas y dejamos enfriar y luego aplicamos una cantidad algo más generosa de crema y comenzamos a alisar bien con ayuda de una espátula pequeña. 

Os diré, que es conveniente ir lavando la espátula en agua tibia, y secandola con papel de cocina antes de seguir modelando la capa de crema. El resultado es increíble, conseguiréis que quede totalmente lisa.!!


Además de bonita... no os imaginais el sabor... es una tarta deliciosa!!




24 comentarios:

  1. Estupenda receta para Marta Lolipop, felicidades, Bea en menudo lío te metiste, ahora somos much@s los que te recordaremos tu promesa, jajaja, la vela me ha encantado, bsss

    ResponderEliminar
  2. Deliciosa Beatriz! y con solo 3 ingredientes el bizcocho voy a probarlo seguro, esa textura me encanta :D
    Muchísimas felicidades por Marta, estoy contigo la vela es ideal y super original!

    un besote

    ResponderEliminar
  3. Que tarta tan bonita, y que rica tiene que estar, una vela muy original, besos

    ResponderEliminar
  4. Qué rica! Y sí, se ve fácil de hacer :)

    Yo no soy experta en decoración, pero si lo que te echa atrás en lo de pintar es, no sólo la falta de tiempo, sino el color, que quede muy recargado, una idea es pintar sólo la pared principal de ese color. Yo mi cuarto lo tengo pintado con un gris azulado clarito y, en la pared donde va la cama, hay un gris plomo medio (tampoco es muy oscuro) que me encanta. Queda muy bien pero nada recargado.

    Besos

    ResponderEliminar
  5. Ayyyy Bea, que como la vea alguna de mis hijas me van a decir que a ellas por que no se la hago igual?? Bueeeeno, me has convencido, es tan sencilla que creo que me voy a lanzar, además la fiesta de cumple de Cintia con las niñas de la clase es la semana que viene así que me viene al pelo!
    Un besote guapa!!

    ResponderEliminar
  6. Esto no se hace, enseñarnos una tarta así, sin avisar!

    Magnífica!

    Besos!

    ResponderEliminar
  7. Mmmm, eso de pintar en cuarto de un color determinado a petición de una hija me suena muuuuuucho. Yo acabo de pasar por ello. Y, además, tengo que decir que lohe hecho por mi hija única y exclusivamente ya que decidió escoger el color que menos me gusta del mundo mundial: el lila. Argggg. Pero lo que no se hace por los hijos no se hace por nadie.

    Animo y a disfrutar del beige las semanas que te quedan, jajaja.

    Bss

    ResponderEliminar
  8. que bonita! te ha quedado impresionante felicidades a Marta!

    ResponderEliminar
  9. Me ha encantado el relato, pobre Marta, desde aquí le doy todo mi apoyo por esa habitación rosa lolipop!!! Y la tarta que le has hecho tiene una pinta sensacional y seguro que estaba deliciosa!!

    Besos

    ResponderEliminar
  10. Ay, que bonita. Pintale la habitación a Marta. Por favor.....

    ResponderEliminar
  11. Creo que a tarta perfecta para cualquier niña, que contenta se puso no? Que gran semana de celebraciones

    ResponderEliminar
  12. Adorei, linda apresentação. Parabéns, beijinhos

    ResponderEliminar
  13. Con lo que me gustaba el rosa esta tarta me habría encantado a su edad! Un beso!

    ResponderEliminar
  14. Bueno, ya te lo he dicho por FB no sé cuantas veces...es que me ha encantado y eso que a mi los pasteles no me dicen nada!!!! Pero claro, luego lees la receta y ves que no es tan difícil...además, con una tarta así te quedas con el personal...jajajajaja!!
    El problema que tengo ahora, es buscar a alguien a quién hacerle esta tarta....porque a mis hijos para su 19 cumple...como que no, no?? jajajajaja
    Ah...me sumo a las demás: por favor, pinta la habitación de tu princesa de rosa LOLIPOP, please!!!
    Petons!
    Gemma

    ResponderEliminar
  15. Te quedó fabulosa y me encanta la decoración, elegante y sencilla, dando protagonismo al precioso color.
    Comprendo perfectamente a Marta. Yo soy fan del color rosa y ya tengo una edad más que considerable para que me gusten otros colores...No hay ninguno como el rosa y a mi edad ya me la refanfinfla si me llaman " pastelosa" o cursi...Me chifla...¡Viva el rosa y viva tu precioso pastel!!!

    ResponderEliminar
  16. magnifica te ha quedado y una vela bien original¡¡
    beso

    ResponderEliminar
  17. Es preciosa, no le podias haber hecho mejor regalo a tu hija. Besos!

    Ana

    ResponderEliminar
  18. Una tarta rosa siempre, para un chica que le guste, es un buen regalo y Marta seguro que estará encantada, además que sea de chocolate es un puntazo.
    Felicidades, Marta! qué tus deseos se hagan realidad.
    Un beso, guapa

    ResponderEliminar
  19. Pues mira, sí que la he anotado porque nunca se sabe, la verdad! se ve preciosa, Marta debió calmar su sed de 'rosa' al menos unas hojitas.
    Un saludo
    Angi

    ResponderEliminar
  20. Una tarta muy femenina! seguro que le encantó, como todo lo que hace su mami!!! bss

    ResponderEliminar
  21. Una tarta con una pinta increíble... me ha encantado!!
    Un saludo

    ResponderEliminar
  22. Hola!!! Hice la tarta y quedó increible.. muchas gracias!!!
    Ahora quería hacerte una consulta, tengo que hacer una tarta de chocolate y he pensado hacer la misma crema pero en vez de colorante poner cacao en polvo ¿crees que qedaría bien? Si no es así, ¿podrías darme una receta alternativa?
    Gracias de nuevo.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...