miércoles, 15 de julio de 2015

Planes gastronómicos en el Norte. Huyendo del calor.


Ayer sufrimos máximas en La Rioja, casi llegamos a los cuarenta grados, y francamente cuento los días para regresar al norte a pasear por sus preciosas playas y sentir su brisa fresca en la cara. 
Y es que cuando aquí padecemos 35 grados a una hora y media de coche están a 25, lo cual permite entre otras cosas disfrutar de la comida. Porque no sé vosotros, pero a mí con semejante calor se me quita el hambre y por descontado las ganas de cocinar.




La costa de Bizkaia, concretamente la comarca de Uribe ofrece una variedad de planes lúdicos y gastronómicos para el verano que merecen ser tenidos muy en cuenta. ( Plentzia, Bakio, Lezama, Larrabetzu, Gorliz, Sopela, Meñakoz...).

Disfrutar de la playa y las olas en Bakio un día despejado es un gustazo, y si el tiempo no acompaña animarse a probar alguna de las especialidades de lugar sin padecer con el calor es otro lujo; como comer unas alubias en pleno verano, sí con 19 grados entran de maravilla y sin problema alguno. En el restaurante Aurrekoetexe ( (Mungía) las hacen de cine.




Para alojarse el hotel Boutique, con restaurante gastronómico, Palacio de Urgoiti es una opción perfecta. El palacio original del siglo XVII situado en Galdakao se desmontó piedra a piedra en 1968 y fue reconstruido hace diez años en Laukariz.




Un paseo por la costa desde Sopela a Meñakoz puede resultar una auténtica delicia. Para los más aventureros un viaje en parapente, o una excursión en 4x4 por las pistas forestales del monte Jata pueden hacer de la visita a Uribe una una experiencia inolvidable.




La visita a una bodega de txakolí es obligada, y si contamos con un poco de tiempo merece la pena acercarse al museo "Txakolingunea" en Bakio para conocer mucho más aun sobre esta variedad de vino autóctono.




Y qué mejor que acompañar un buen txakolí con un talo. Un talo con harina de maíz tostado y molido con molino de piedra como los de antaño. Ya casi no queda ninguno, pero aun podemos encontrar gente apasionada por el oficio de molinero como Luis Azillona.



Lo encontrareis en el Molino de "Errotabarri" que no ha parado de funcionar desde hace doscientos años. El sistema sigue siendo el mismo; aprovechar la fuerza de la caída de agua del río Butrón para moler el maíz de forma mecánica, un maíz autóctono; el maíz txakinarto, que imprime un sabor delicioso y característico a los talos que luego elabora para deleite de los que por allí se dejan caer.




No hay que perder pues la ocasión de comprar un poco de esa harina maravillosa para trasladar los sabores del caserío Errotabarri en Uribe a nuestra propia casa y hacernos unos ricos talos para una cena informal de verano. AQUI encontraréis mucha más información sobre este antiguo molino, su funcionamiento y los procesos artesanales que llevan a obtener el talo más rico que yo jamás he probado.




Entre acantilados, brisas, y nubes frescas de verano, el plan gastronómico en la comarca de Uribe culmina con la visita a Azurmendi, uno de los mejores restaurantes del mundo y que tiene una versión low cost con su Azurmendi prêt a porter para que todos podamos gozar con la cocina de  Eneko Atxa basada en el producto de temporada, el producto de la tierra, y su cocina creativa concebida en un entorno privilegiado, que es su mayor fuente de inspiración; la costa vasca.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...